Iglesia Reencuentro Lanus Iglesia Jesús Pan de Vida Iglesia Cristiana Los Rescatados Iglesia Del Dios Viviente
Visión y Discipulado
Como Ministerio “ACERCATE A JESÚS” tenemos la VISION CORPORATIVA a fin de participar en la obra global de Cristo, en la que todos como miembros podemos involucrarnos y participar unánimemente a fin de extender el reino de Dios. Esta visión corporativa es clara y específica, Mateo 28: 18-20 , es la gran comisión a la que nos llamó nuestro Señor Jesucristo:

NUESTRA VISIÓN (Mateo 28:18-20):
Y Jesús se acercó y les habló diciendo: Toda potestad me es dada en el cielo y en la tierra. Por tanto, id, y haced discípulos a todas las naciones, bautizándolos en el nombre del Padre, y del Hijo, y del Espíritu Santo; enseñándoles que guarden todas las cosas que os he mandado; y he aquí yo estoy con vosotros todos los días, hasta el fin del mundo. Amén.


Los pastores, líderes, obreros y miembros de cada una de las congregaciones trabajamos en unidad y amor fraternal con el fin de avanzar y llevar adelante el mandato de Jesucristo.
Como Ministerio entendemos que la visión hacia la cual avanzamos y nos movemos es la de poder llevar adelante la Gran Comisión que Jesús nos encomendó (Mateo 28: 18-20) en la ciudad donde cada congregación se desarrolla.
Para ello debemos predicar el evangelio de la salvación a las personas de todas las edades para que puedan aceptar a Jesucristo como su Señor y Salvador y luego poder formar verdaderos discípulos seguidores de Jesús, a quienes les enseñemos su palabra y que puedan avanzar y crecer en la fe cristiana, en todas las áreas de su vida.
De esta manera, cada discípulo va creciendo, descubriendo los dones que el Señor le ha dado y los puede poner a su servicio, cumpliendo así los propósitos de Dios en su vida.
Un discípulo que se ha capacitado y ha madurado espiritualemente, puede entonces acompañar y enseñar a nuevos creyentes, formando así nuevos discípulos que se multiplicarán en otros.


DINAMICA DE NUESTRA VISIÓN:

La dinámica es el proceso por el cual llevamos adelante la visión:
Estos siete pasos definen brevemente como implementamos la visión en cada congregación:

1) RECIBIR CON AMOR FRATERNAL A CADA NUEVO CREYENTE (Bienvenida)
2) AFIRMAR A CADA NUEVO CREYENTE EN SUS PRIMEROS PASOS EN LA FE (Consolidación)
3) INCORPORAR A LOS NUEVOS MIEMBROS DE LAS CONGREGACIONES Y BAUTIZARLOS (Incorporación)
4) CAPACITAR Y FORMAR VERDADEROS DISCIPULOS DEL SEÑOR A TRAVES DE UN DISCIPULADO BIBLICO (Capacitación)
5) INTEGRAR A LOS DISCIPULOS EN LAS DIFERENTES AREAS DE SERVICIO DEL MINISTERIO (Servicio)
6) FORMAR NUEVOS LIDERES QUE PUEDAN CAPACITAR A OTROS (Multiplicación)
7) IMPACTAR LA CIUDAD, LA NACION Y EL MUNDO CON EL MENSAJE DEL EVANGELIO (Impacto)


EL DISCIPULADO:
La dinámica de nuestra visión se ejecuta a través de grupos de discipulado que van avanzando en diferentes etapas. Así desde el nivel inicial hasta el discipulado de servicio, vamos experimentando como los nuevos creyentes van creciendo y avanzando, estableciéndose firmes y sirviendo a Dios con alegría y gozo en su corazón, haciendo que la Iglesia crezca también y el Reino de Dios se extienda en su familia, en sus relaciones interpersonales y en la ciudad.

Etapas del Discipulado:

1) ETAPA INICIAL:
Esta es la fase de recibir con alegría al nuevo creyente, darle la bienvenida a la familia de fe de la congregación y poder conocer su realidad y necesidades. Es el tiempo de que puedan descubrir el maravilloso amor de Dios, que comience a desarrollar una relación personal con Él a través del Espíritu Santo y que se vaya consolidando en su fe. Son las primeras semanas donde la contención, el apoyo y seguimiento y las primeras enseñanzas bíblicas a través de lecciones sencillas y prácticas son el eje fundamental.

2) ETAPA DE NIVEL 1:
Esta etapa es un verdadero recorrido por el maravilloso camino del Señor para aprender cada día más de su palabra, desarollar una vida cristiana de fe, crecer en el conocimiento de Dios y descubrir sus dones para luego ponerlos al Servicio del Señor, de la Iglesia y de la comunidad. Se desarrolla en grupos pequeños a través del libro de “DISCIPULADO – ACERCATE A JESÚS”, escrito por el Pastor Nestor Castillo Legal, el cual es un verdadero manual práctico de fe, con lecciones basadas en la enseñanza bíblica y aplicación práctica en la vida de cada discípulo. A lo largo de todos estos años de ministerio, hemos visto cientos de personas que han conocido al Señor Jesús, han tomado decisiones firmes de fe y han sido transformadas por Dios al atravesar el discipulado bíblico. Muchos de ellos, hoy son los líderes, obreros y maestros que forman nuestros equipos de trabajo en las congregaciones.



3) ETAPA DE DISCIPULADO DE SERVICIO:
Esta es la fase del gran desafío para cada discípulo de permanecer y avanzar hacia todo lo que hay por delante… el servir al Señor que amamos, con todo nuestro ser entregado a su voluntad, es un servicio incondicional, una entrega total a Dios y al prójimo, es un trabajo de amor. El DISCIPULADO DE SERVICIO, es el espacio donde cada discípulo que concluye la etapa inicial se incorpora a un equipo de servicio dentro de la congregación. Es un verdadero estilo de vida, basado en la firme decisión servir al Señor en todo tiempo. Donde pondremos todos nuestros dones en sus manos e invertiremos tiempo de calidad para seguir aprendiendo y trabajando para la obra del Señor. Seremos obreros fieles que unidad y amor trabajaremos en equipo para que la visión se siga llevando adelante. Un punto fundamental en este gran desafío será el sostenernos en el tiempo una vez que nos hemos dispuesto para servir al Señor, tanto en el tiempo de la bonanza y tranquilidad como en las pruebas y las tribulaciones, cuando el trabajo se endurezca y el corazón es forjado en su fibra más intima. Los equipos de servicio son los que sostienen y hacer crecer la obra del Señor en cada congregación, los que junto a los pastores llevan adelante el trabajo y avanzan en cada etapa para alcanzar la visión.
Contactate con nosotros